miércoles, 29 de octubre de 2014

Recetas fáciles para Halloween

Se acerca Halloween, y a pesar de ser una fiesta importada del otro lado del charco, hay mucha gente que lo celebra.
De hecho se hacen muchas cenas temáticas, y ahí, es donde vamos a atacar hoy. Os voy a dar algunas recetas terroríficas que sean fáciles de hacer. De hecho, vamos a alejarnos de las míticas galletas decoradas, porque de esas ya habéis visto muchas.
Unas salchichas momias... simplemente cogemos unas salchichas y les hacemos cortes para que tengan brazos y piernas, como véis en la foto. En otro lado cortamos hojaldre en tiritas, y vamos enredando según podamos. Una vez hecho esto metemos al horno a que se haga la masa y las salchichas, y listo. Ya tenemos unas momias graciosas.
Empanada de gusanos... muy rica! Simplemente es una empanada normal, que hemos hecho con una masa típica, con un sofrito de ajo,cebolla, tomate y lo que queráis echar, con unas pocas gulas. Se mete al horno con un corte en medio, y se deja horneando. Cuando por fin esté en su punto, sacamos, hacemos un agujero y vertemos las gulas a la plancha que hemos hecho. 

Pimientos rellenos de "gusanos". Podemos usar unos pimientos como recipiente, les hacemos una boca y ojos malvados, y los rellenamos de unos espaguetis . Algunos diréis que parece cutre, porque seguramente estéis pensando en unos espaguetis con chorizo normales... ahora pensad en unos espaguetis negros, con ajo... ahora la película cambia, es más gourmet.




Os dejo una ensalada. Está hecha con césped que sería nuestra lechuga. Para las tumbas usaríamos unas tortas de maíz de fajita, cortadas con forma de tumba y al horno, para que estén crujientes. A los pies de la tumba podemos poner algo de carne picada, imitando tierra removida, o aceitunas negras picadas.



Antes del postre os dejo una de las más curradas. El otro día me lo dijo mi amiga C. que iba a hacerlo en su fiesta de Halloween. Me gustó mucho la idea, aunque no es la primera en hacerlo. Una calabaza vomitando guacamole.


Para el postre, podemos poner un poquito de fruta, unos plátanos cortados y con unas pepitas de chocolate haciendo de ojos y boca. Mandarinas peladas, con un tallo hecho de apio (por ejemplo) imitando a unas calabazas pequeñas.



Y para acabar unos gusanitos de gelatina, con una tierra de galletas (para darle realismo). Se hace gelatina con lo mítico... sobres y agua según indice.. En un  vaso alto se ponen pajitas juntas, sujetas por una goma, y se vierte el contenido por ellas. Se deja cuajar, y cuando esté se vacía el interior templando las pajitas con agua caliente, ayudándonos también de un palillo grande, de esos de pincho, y rezando para que no se pegue la gelatina a las paredes... 



Espero que paséis una noche terrorífica...

2 comentarios:

  1. Me encanta lo de la calabaza y el guacamole!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es brutal! Claro que seguro que hacemos eso y no queda ni parecido, pero no parece nada dificil...

      Eliminar